Perspectiva de Escaleras.

   

ESCALERAS

Las escaleras son difíciles de dibujar, especialmente cuando intentas esbozar la parte horizontal de cada escalón. No hay una fórmula especial para dibujar cada uno de ellos a una altura proporcional, a menos que las escaleras sean dibujadas desde una perspectiva frontal o lateral. Cada escalón debe dibujarse con óptica de artista hacia la estética. Afortunadamente, la mayoría de los cuadros se verán maravillosos aun cuando ciertas partes estén levemente fuera de proporción, de modo que no te preocupes por si los escalones están perfectos. Más bien, focalízate en que se vean bien las escaleras

Perspectiva de una escalera paralela al cuadro (vista de lado)

Se empieza por trazar la planta perspectiva A-B-C-D, en la forma indicada para los rectángulos (fig. 191). El frente A – B, corresponde a la suma total de los escalones, que se marcan sobre la L.T. como se ve en el dibujo; la medida geométrica A’ -B (L.T.), que pueden ser cualquiera, corresponde al ancho de la escalera, B-D, punto este último donde se levanta la perpendicular D – F, cuya altura se consigue al proyectar al P.P. la altura geométrica B-E (L.T.V.) correspondiente a la altura total de los ocho escalones con los cuales se obtiene el respaldo. A continuación, se une la base con la altura trazando la línea A – E, sobre la cual se obtienen los pun­tos de intersección de escalones (a), levantando verticales que parten de los pun­tos 1, 2, 3, etc., marcados sobre la L.T.; proyectándolos al P.P., sobre la línea de operaciones C-F se obtiene su longitud de fuga en los puntos a’ y tirando desde- ellos verticales y horizontales de frente, se logra el contorno de los escalones, que se unen entre sí por medio de las aristas de fuga e – & al P.P.

esc1

Colocar una alfombra en el centro de la escalera.

En la Figura, m-n es el ancho geométrico de la alfombra, ubicado en el centro de A’- B (L.T.), y su proyección perspectiva, m’-n’ (sobre la fuga B-D, base del respaldo), la cual se proyecta horizontalmente de frente en o-p sobre la fuga A – C y verticalmente en s-t sobre la E – F; como en el problema anterior, se une la base con la altura trazando las líneas de operaciones o -s y p-t, donde’ se obtienen los puntos a y los a’, respectivamente. En lo restante, es exactamente igual al caso precedente.

esc2

El procedimiento para resolver este problema, es muy parecido al anterior, presentando la diferencia de que los escalones se ven de frente. Se empieza por trazar la planta perspectiva A – B – C – D, cuya longitud de fuga, B-D,- equivale a la suma de siete anchos de escalones, que se obtienen aplicando la escala perspectiva de fugas; el frente de ésta B- m, es la anchura geométrica de un escalón, Luego, se traza el respaldo (vertical) C-D-E-F, cuya altura equivale, por lo tanto, a siete veces la de un escalón, determinada esta última al cortar la proyección de B-H hacia el P.P. a la vertical D-F en D -1′. Esa medida se suma, siete veces, en 2′, 3′, etc. Obtenidas la planta y la altura del respaldo, se unen entre sí con las líneas de operaciones B- F y A-E, que, prolongadas indefinidamente señalan en el espacio el punto de fuga P’.P’ sobre el horizontal artificial L’.H’. Lo demás, como en el caso anterior. Para obtener la perspectiva de la alfombra, colocada en el centro de la escalera, el procedimiento es más sencillo; siendo o – p el ancho de aquélla, trázase dos líneas de operaciones que, partiendo de allí, concurren al P’.P’. (en el espacio), determinándose de este modo los puntos a’ por donde debe pasar la alfombra.

esc3

Con respecto a la baranda, se proyecta al P.P. la altura geométrica de ésta M-N (sobre la (L.T.V.), en M’-N’, que es el sitio desde donde ésta arranca, concurriendo también al P’.P’. en el espacio por ser paralela al plano inclinado A-

Escalera perpendicular al cuadro vista desde abajo.

En este caso el observador se encuentra ubicado en el centro, frente a la escalera. Siendo este ejercicio igual al anterior, no son necesarias las expiaciones y bastará observar con un ñoco de atención .el dibujo para resolverlo.

La pequeña variante de este problema, consiste en que, en vez de operar directamente sobre el respaldo para obtener su altura, esta operación se ha efectuado sobre la L.T.V. en A – 1′ -2’-3’-4’-5’-6’-7’-8’, proyectándola a continuación en c -E en la forma acostumbrada.

La baranda de este ejemplo nace sobre la misma arista B del primer escalón, es decir, en primer término, por lo cual las operaciones se simplifican.

esc4

Escalera perpendicular al cuadro vista desde arriba.

La figura representa dos escaleras vistas desde arriba y perpendiculares al cuadro.

El observador se halla a la derecha y en la segunda está en el centro. El procedimiento para resolver estos problemas, es idéntico al de los anteriores pero a la inversa; como el respaldo se encuentra ahora en primer término y su altura máxima A – B a nivel del suelo, las medidas de altura de los escalones proyéctense verticalmente, pero bajo tierra.

Se empieza por marcar sobre la arista de fuga, A- X, la longitud total de la escalera, que en este caso es de seis escalones, o sea A – 1 -2 – 3 – 4 – 5 – 6, desde donde se traza una vertical de construcción (bajo tierra) ; sobre la misma, se proyectan.

esc5

Referencias Consultadas:

  • Imágenes de Google.com
  • Arquitectura: Perspectiva, Fondos y Reflejos.
  • Tratado metódico de perspectiva – Esteban Quaintenne
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: